CIUDAD DE MÉXICO.  — El presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador dijo el miércoles que planea visitar la frontera sur de su país para discutir con gobernadores y alcaldes allí cómo frenar el contrabando de niños migrantes, algo que es una preocupación creciente para Estados Unidos.

Washington ha pedido a México, Guatemala, Honduras y El Salvador que ayuden a reducir el número de niños migrantes que llegan a la frontera estadounidense con México.

Esta semana, el gobierno de Joe Biden dijo que había alcanzado acuerdos con esos países de usar soldados para combatir el tráfico de migrantes. El paso fue criticado por defensores de los derechos humanos y de los migrantes, que dijeron que dificultaría la situación de personas que buscan protección internacional.

En su conferencia de prensa diaria, López Obrador dijo el miércoles que el deseo de proteger esos derechos es el motivo de los esfuerzos de México para frenar el flujo de niños migrantes.

“Para cuidar a los niños vamos a reforzar la vigilancia, la protección, el cuidado en nuestra frontera sur porque es defender los derechos humanos”, afirmó.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.