Mientras los comerciantes de Sonora consideran que la reapertura de la frontera afectará sus ventas aún con las ofertas del Buen Fin, los de Arizona confían en que a partir de este lunes 8 de noviembre repunten sus ganancias debido al aumento de mexicanos visitando sus tiendas.

Según un estudio realizado por la Universidad de Arizona, antes de la pandemia cada año los sonorenses generaban una derrama económica de 2 mil 600 millones de dólares en Arizona, cifra que sufrió un fuerte impacto negativo de mil millones de dólares con el cierre de la frontera a viajes no esenciales.

Algunos comercios de la avenida Morley en Nogales, Arizona, que se mantuvieron cerrados durante la pandemia debido a la baja en sus ventas, han vuelto a abrir con gran entusiasmo preparándose para el regreso de sus clientes provenientes de Sonora.

En contraste, los comerciantes de Sonora advierten una baja en sus ganancias a pesar de la estrategia del Buen Fin, pues el fin de las restricciones para cruzar hacia Estados Unidos podría afectarles entre hasta un 30 por ciento en sus ventas.

Ario Bojorquez Egurrola, presidente de la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo de Hermosillo (Canaco), mencionó que los giros económicos más afectados serían los relacionados a la venta de ropa, calzado, accesorios y equipos electrónicos, pues el tipo de mercancía que más compran quienes viajan al extranjero.

Sin embargo, dijo, la ventaja que les ha dado la pandemia a los negocios locales es que al verse obligados a comprar en Sonora, los consumidores han podido comprobar que aquí también pueden encontrar productos de calidad a buenos precios, por lo que esperan que comparen y opten por seguir haciendo sus compras en México.

Compartir